.

Baitoa muestra potencial para desarrollo ecoturístico

Marcos Rodríguez | 25 agosto, 2018
Fuente; Elcaribe.com.do

Baitoa presenta en su zona montañosa un potencial para el ecoturismo.

Este municipio cuenta con tres piscinas de agua natural que son atracciones de visitantes y residentes de esta zona montañosa. Baitoa solo tiene cinco años que fue elevado a la categoría de municipio. Enclavado en una zona montañosa de la provincia Santiago, es atravesado por el río Yaque del Norte. Este lugar es cuna de personalidades que han trascendido tanto a nivel nacional internacionalmente en diversas ramas, como el cine y el sacerdocio.

Como ejemplo de sus atracciones está el Caño de Julia, una de las bellezas naturales menos explotadas con que cuenta el municipio, el más joven de la provincia en alcanzar esta categoría. Entre sus personajes destacados están el actor Manny Pérez; el obispo de la diócesis de Higüey, Gregorio Nicanor Peña; y monseñor Agripino Núñez Collado, quien por cuatro décadas se desempeñó como rector de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra. El expresidente Leonel Fernández siempre ha resaltado, durante los procesos electorales, sus raíces baitoera, debido a que su progenitor, José Antonio Fernández Collado, era de esta comunidad cibaeña.

Su economía está sustentada en las remesas, la producción agrícola, ganadería y pequeños y medianos comercios. Una de sus empresas más próspera es Cemento Cibao, ubicado a la entrada del municipio, en la comunidad Palo Amarillo. Baitoa también tiene lugares con potencial ecoturístico, que pudieran ser explotados, como Loma de Juana Núñez, Cañada de Los Indios, Arroyo Baitoa, Salto de Julia y Boca de los Ríos.

Cuenta, entre sus secciones, con La Jagua, Los Ciruelos, López, San José Adentro, San José Afuera, La Lima y Baitoa Centro. En poblados como López, la ganadería se ha desarrollado de manera considerable.

Sobre el origen de su nombre, los historiadores establecen que Baitoa surgió de un árbol que se encontraba en la ribera del río Yaque del Norte, con ese nombre, que luego se lo colocaron al poblado, y que existió en los tiempos de los aborígenes taínos. Para entonces, era llamado La Sabana, hasta que con el paso del tiempo se le puso el nombre actual.

Baitoa, municipio creado mediante el decreto 69-13, tiene una población aproximada de 18 mil habitantes y está situado a una altura de 1,085 metros sobre el nivel del mar. El 8 de enero del año 1993 se eleva la sección Baitoa a distrito municipal de Santiago de los Caballeros.

Jandy Arias, quien se desempeña como parte del elenco de comunicadores de Baitoa TV, reconoce que la falta de inversión en obras de prioridad para el municipio no le ha permitido desarrollar su potencial ecoturístico. El municipio también cuenta con tres piscinas de agua natural, que son visitadas por residentes de esa zona montañosa y otros lugares.

Luis Valdez, un dominicano radicado en los Estados Unidos, dice que recuerda con nostalgia los momentos de su niñez cuando se juntaba con sus amigos para acudir al caño de Julia.

A pesar de que el poblado está distante del municipio cabecera Santiago de los Caballeros, sus primeros habitantes, tras la desaparición de los aborígenes, fueron españoles que decidieron mudarse a la zona montañosa. Se afirma que una familia de origen español, de apellido Pineda, se estableció aquí para el año 1840.

Estos primeros pobladores se dedicaron a la agricultura; cultivaban yuca, batata, frijoles, tabaco y otros frutos menores que utilizaban para el consumo familiar y la venta en otras comunidades y en Santiago. La calidad de estos rubros, especialmente del tabaco, según los cosecheros de esta zona, era tan buena que atrajo a productores agrícolas de Santiago y otras localidades, compitiendo con poblados tradicionales como Villa González y Tamboril. Posteriormente, el producto fue sustituido y en la actualidad se ha concentrado en actividades como la siembra de yuca, plátano y guandules en la zona de San José.

De acuerdo con las descripciones ofrecidas, los primeros habitantes eran de tez blanca y ojos claros, por esa razón estas son las características étnicas de la población. El poblado de Baitoa es limítrofe con la comunidad de Tavera, perteneciente a la provincia La Vega, y con el municipio de Sabana Iglesia, lo que dicen le permitirá desarrollarse como parte de un paquete de oferta del ecoturismo por sus bondades naturales.

La demanda de un acueducto para contar con agua potable es un reclamo que han hecho durante cuatro décadas sus pobladores. También, reclaman un mercado municipal, estación de bomberos, casa de la cultura, un museo y empresas que generen empleos.
El dirigente comunitario Alfredo Matías, del Consejo de Desarrollo de Baitoa, explica que en el municipio el 70 por ciento reside en zonas rurales. Dijo que las condiciones de sus calles son deplorables.

Matías critica que a pesar de tener la presa Tavera a escasa distancia de la comunidad, a la fecha siguen mendigando la construcción de un acueducto. Aunque el gobierno ha informado en varias ocasiones la inversión de 500 millones de pesos, esto no se ha podido materializar.

El dirigente comunitario dijo que el desempleo es quizás la mayor preocupación de los habitantes de esta comarca.

Aunque por mucho tiempo enfrentaron problemas con el cementerio, la colaboración de la Generadora de Electricidad que opera el embalse Tavera- Bao, como parte del aporte gubernamental , permitió acondicionar y mejorar la condición del camposanto.

Además, carece de un cuerpo de bomberos, por lo que cuando ocurren incendios son los del municipio de Santiago que deben trasladarse para sofocarlo, a pesar de que están a 20 kilómetros de distancia.


El alcalde Bernardo López, quien asumió la gestión para el período 2016-2020, dice que apenas recibe un presupuesto de dos millones de pesos y que estos recursos resultan insuficientes para asumir la cantidad de obras requeridas y que por años vienen demandando sus pobladores.

“Entre mis planes están formar, para el próximo año, el cuerpo de bomberos, que es una de las necesidades prioritarias que tenemos en estos momentos”, apuntó López.

Baitoa tampoco cuenta con Oficialía Civil, ni Juzgado de Paz y el local donde opera la Junta Electoral es un espacio alquilado.

Otro de los reclamos de los comunitarios de Baitoa es la construcción de un mercado agrícola. Por un largo tiempo también ocuparon un espacio alquilado que servía como Palacio Municipal. En la actualidad cuentan con un nuevo espacio físico construido frente al cuartel policial.

La mayoría de los pobladores que fueron entrevistados por elCaribe coincidieron en señalar que su prioridad es contar con el servicio de agua potable.

"Con las riquezas naturales y lugares que pueden ser explotados, Baitoa debería estar mejor posicionado”.
Jandy Arias
Comunitario

“Necesitamos más recursos económicos para enfrentar la situación y responder a demandas de la población”.
Bernardo López
Alcalde de Baitoa

Después de 40 años seguimos reclamando un acueducto, porque ni siquiera agua tenemos”.
Alfredo Matías
Dirigente comunitario

LA VOZ OFICIAL DE BAITOA EN EL MUNDO