.


AMPLIFICANDO MI VOZ...

José Miguel Núñez
Hace más de dos meses que Juanita y Tono, dos baitoeros, fueron victimas de un atentado. Gracias a Dios sobrevivieron. Sin embargo, hasta el momento, se desconocen los motivos y el responsable de tan criminal hecho. Como humano, como baitoero, y como familiar de las víctimas, me preocupa que éste acto bochornoso quede impune. Baitoa como comunidad debe reclamar a las autoridades competentes que las investigaciones al respecto se profundicen y se logre esclarecer el caso. El silencio y la apatía ante la desgracia de nuestros semejantes, promueve la delicuencia. Hoy son ellos, mañana quizás nosotros.